El Ultimo Lapón - Olivier Truc
Asesinato en el círculo polar - El Ultimo Lapón - Olivier Truc Literatura Extranjera

Nuevas opinión ... el sol. Es una zona tranquila pero en la que, de repente, van a ocurrir dos sucesos extraños, uno detrás de otro. Primero, del mus... más

Asesinato en el círculo polar
El Ultimo Lapón - Olivier Truc

lakylete

Nombre del usuario: lakylete

Producto:

El Ultimo Lapón - Olivier Truc

Fecha: 10/10/13

Valoración::

Ventajas: Cultura lapona, denuncia social

Desventajas: No mucho ritmo, ¿final?

Creo que fue en el blog Momentos de silencios compartidos en el que supe de la publicación de esta novela, una de las novedades de Destino del mes de septiembre. Perteneciendo al género negro, obviamente me llamó la atención desde el primer momento, máxime cuando se situaba en una zona del mundo que jamás he visitado, ni siquiera literariamente.

Al poco el mismo blog convocó un viaje literario, que nos llevaría a las tierras laponas, bajo la batuta de nuestra capitana Nora Bosco, con la novela como improvisado mapa. Para animarnos a participar, encima sorteaban ejemplares de la novela y tuve la inmensa suerte de ganar uno de ellos. Así que, libro en ristre, y tras pertrecharme de anoraks, botas de nieve y gorritos con orejeras, me dispuse a iniciar este viaje que me ha llevado a las gélidas tierras de Laponia.

¿Queréis que os cuento cómo ha ido el viaje?


==Olivier Truc==

Olivier Truc (Dax, Francia, 1964) es un periodista de extensa trayectoria.

Afincado en Estocolmo desde 1994, ha trabajado para distintos medios, entre ellos el periódico Libération. En la actualidad, es corresponsal de Le Monde y del semanario Le Point para los Países Bálticos.

Sus artículos abarcan temas políticos, económicos y realidades sociales como la situación de la inmigración o los refugiados.

Es autor de varios documentales para la televisión. En ellos ha reflejado la realidad de los pescadores del Mar del Norte (La última inmersión), las historias de niños de padre alemán nacidos durante la Segunda Guerra Mundial y el neonazismo en Suecia.

Su último trabajo documental retrata al grupo especial de policías noruegos que patrullan las tierras del norte.


==Datos técnicos==

Título : "EL último lapón"
Autor: Olivier Truc
Traductor: Joan Riambau Möller
Editorial: Destino
Colección: Áncora & Delfin
Formato: tapa blanda con solapas
Fecha de publicación: 03/09/2013
512 páginas
ISBN: 978-84-233-4709-4
Precio: 18,90 la edición en papel / 9,99 euros el ebook

==Argumento==

Nos encontramos en Kautokeino, en Laponia central, el día 10 de enero. Tras una larguísima noche, por fin, al día siguiente, sale tímidamente el sol.

Es una zona tranquila pero en la que, de repente, van a ocurrir dos sucesos extraños, uno detrás de otro. Primero, del museo del pueblo desaparece un tambor sami. Un tambor antiguo, perteneciente a un chamán lapón que un coleccionista francés había regalado al museo y que aún no se había ni sacado de la caja.

Al poco, aparece muerto Mattis, un pastor lapón al que se la ha torturado, cortándole las orejas.

El veterano Klemet Nango y la novata Nina Nansen, policías de los renos, serán los encargados de llevar adelante una investigación que no saben ni por dónde coger. ¿Conflictos entre ganaderos? ¿grupos de extrema derecha? La investigación será extremadamente dificultosa, tanto por las condiciones climáticas como porque nadie parece querer ayudarles.


==Impresiones==

¨Era el día más extraordinario del año, el que alumbraba todas las esperanzas de la humanidad. Al día siguiente renacería el sol. Desde hacía cuarenta días, los hombres y mujeres del vidda sobrevivían con el corazón encogido, privados de esa fuente de vida.¨

Tras un prólogo que se remonta al año 1693, con ese párrafo que os he transcrito comienza el primer capítulo de esta fría novela. Fría en el sentido más literal porque el helador ambiente se desprende de sus páginas, tan es así que dan ganas de cogerla con los guantes de lana puestos.
Cada capítulo comienza señalando el día que es, la hora en la que comienza la acción, la hora en la que sale el sol, la hora en la que se pone y, consecuentemente, el breve período de insolación que pueden disfrutar los habitantes de la zona durante ese fríisimo mes de enero.

¿Podéis imaginaros cómo es vivir cuarenta días sin sol? ¿Cuarenta días de noche completa? Yo no puedo llegar a imaginármelo, la verdad. Tiene que ser un auténtico horror. 40 días de frío glacial, sin sol, todo oscuro...; y cuando el sol sale tampoco es que sea mucho mejor pues asoma tímidamente durante breves períodos de tiempo.

El mayor acierto de esta novela es, a mi entender, trasladarnos, con la imaginación, a ese inhóspito lugar de la tierra. Las descripciones de paisajes, de la zona, de las gentes y de los modos de vida de éstas, son exquisitos, de tal manera que podemos sentirnos un poco allí -es por eso que decía lo de leerlo con guantes-. Me ha gustado ver las condiciones extremas en las que se vive en esa zona que, personalmente, a pesar del hielo, a mí me parece un auténtico infierno. No viviría allí por nada del mundo; ni siquiera iría de visita, la verdad, a un sitio donde 17 grados bajo cero se considera una temperatura clemente. Por Dios, si cuando en mi ciudad baja el termómetro de los diez grados, a mí ya me entra el tembleque! Pero que a mí no me atraigan especialmente los ambientes gélidos -que, reconozco, tienen que ser una maravilla de ver- no significa que no me haya gustado encontrármelos en una novela. Y es que ésta me ha resultado de lo más instructiva; he podido ver los lugares, esa tundra enorme, de la que no se ve el final, llena de nieve.., esos habitantes que a veces recorren cien kilómetros para comprar algo que yo.

Como viene siendo habitual en la novela negra nórdica -y, cada vez más, en la novela negra a secas- ésta tiene un importante componente de denuncia social. El autor aprovecha para dar un toque de atención sobre los samis: los samis o lapones son los aborígenes de Laponia (para que os hagáis una idea, vienen a ser lo que los indios en América del Norte). Quedan muy pocos, algo así como 80.000 y viven desperdigados en una gran extensión de terreno. Conservan algunas de sus costumbres ancestrales y muchos se dedican a la ganadería. Pero el lugar que la historia les ha ido dejando es cada vez más limitado (se les ha intentado absorber y "convertir", aunque siempre hay movimientos que reclaman respeto a sus costumbres y su idiosincrasia. Me ha resultado interesantísimo conocer sus costumbres, las tiendas donde viven, cómo luchan contra el frío, cómo cuidan a los renos, sus cantos o yoiks... No tenía ni idea de este tema así que, además, he aprendido mucho de otra forma de vida, totalmente distinta de la nuestra.

También he aprendido que allí existe una policía especial, la llamada policía de los renos, la cual se creó tras la segunda guerra mundial para luchar contra los robos de renos. Es una policía con jurisdicción transnacional pues se mueve por toda Laponia, región que ocupa territorio sueco, noruego, finlandés y ruso. Aunque los dos protagonistas de esta novela, policía de los renos ambos, van a ocuparse más que de los renos pues les encargan cooperar a descubrir al culpable del robo y del asesinato.

"El último lapón" es una novela negra bastante distinta a las novelas negras que he leído hasta ahora. El lugar en el que está situado es extremadamente importante, pues no podría ocurrir en ningún otro. Así como muchas novelas negras, cambiando los nombres de los personajes y de las calles, podrían ocurrir lo mismo en Nueva York que en Madrid, ésta está tan unida al paisaje que sólo puede ocurrir allí. Por otro lado, si bien la denuncia social es bastante habitual en la novela negra nórdica -y de otros lugares- en este caso está aún más acentuada. Finalmente, la novela tiene un ritmo un poco más lento de lo habitual en el género. No es lenta, se lee bien y de forma amena y entretenida, pero no es de esas novelas que se pegan a las manos, sino que requiere su tiempo y una lectura atenta.

Sí que tengo que ponerle un "pero" y es referente al final que me ha dejado un poco con la sensación de haberme perdido algo. Como si algo se me hubiera escapado, me hubiera despistado y alguna explicación hubiera pasado sin yo enterarme. Pero no es una sensación mía sino que, como comentamos en Twitter con otros participantes en la lectura-viaje, a todos les ha pasado. No sé si será el camino para una segunda parte o que se ha querido dejar a propósito así... No es mal final, eh, no me malinterpretéis, aunque a mí, ya sabéis, me gusta todo muy mascado y clarito.


==Conclusión final==

"El último lapón" es una novela negra, con una fuerte carga de denuncia social en la que, averiguar quiénes son los culpables, casi es lo de menos. Lo de más es el paseo que nos da por esas tierras tan frías e inhóspitas y el acercamiento a la cultura sami y a su situación. Una novela entretenida que me ha hecho pasar un buen rato.

Conclusión: Una novela negra en Laponia