Parrot Bay Cócteles
¡QUE RICO ESTÁ EL LORITO! - Parrot Bay Cócteles Licores

Nuevas opinión ... en el borde de las copas que siempre le da un toque más bonito. Para que se quede el azúcar en los bordes, tendremos que mojarlos prev... más

¡QUE RICO ESTÁ EL LORITO!
Parrot Bay Cócteles

Tiempo_Gris

Nombre del usuario: Tiempo_Gris

Producto:

Parrot Bay Cócteles

Fecha: 26/07/13

Valoración::

Ventajas: Sabor . Producto Novedoso . Ahorras Tiempo . Viene preparado . Granizado .

Desventajas: Cantidad y Precio .

- ¿Os apetece un cóctel?


- ¡Hombre! Si me lo das, no te voy a decir que no

Y así fue como conocí estos cócteles granizados que están de arte y que, si no fuera por la cantidad tan mísera que contienen y el precio que hay que pagar por ellos, les habría dado las cinco estrellas sin pensármelo, paseando por el carrefour, en la zona de bebidas, pensando que llevarnos para un bonito día de piscina. Fue en uno de estos stand de degustación dónde te dan a probar cosas para que, si te gustan, luego las compres, sin compromiso alguno, que como estén medio qué yo y mis amigos solemos terminar llevándonos a casa. Y esta vez es que estaba tan bueno que incluso mi glordi le pidió repetir a la muchacha del stand, muy maja ella, le dio hasta las gracias por pedirle otro poquito.


DAIKIRI

El Daikiri, al igual que el mojito, aunque quizás menos conocido, es una bebida de origen cubano preparada a base de ron blanco. Hay muchas versiones de estas bebidas, tantas como se nos pueda ocurrir hacer aunque, en este caso, se trata de un daikiri de lima, a pesar de que el clásico se suele preparar con limón, pero ambos son cítricos muy similares y la lima le da un toquecillo que, a mí, personalmente, me gusta mucho.

También podemos preparar el daikiri en casa siguiendo los siguientes pasos:

Preparar los Ingredientes

1 medida de azúcar
1 medida de ron blanco
5 medidas de hielo
1 medida de zumo de limón (o lícor de lima sin alcohol)

Mezclar el azúcar, el ron blanco y el zumo, que puede ser de limón, lima o cualquier otro sabor que se nos antoje probar, y darle con la batidora durante unos 20 segundos, si tenemos thermomix, mucho mejor con ella. También podemos hacerlo en una coctelera si contamos con ella.

Añadir el hielo y darle otros 10 segundos con la batidora/thermomix. Con esto conseguimos que el hielo se pique, pero no demasiado.


Servir y tomar. Podemos poner un poco de azúcar en el borde de las copas que siempre le da un toque más bonito. Para que se quede el azúcar en los bordes, tendremos que mojarlos previamente, si lo hacemos con zumo de limón o un poquito de ron mucho mejor, y después con el azúcar puesta en un plato, pasamos la copa por él.


PARROT BAY CÓCTELES

PRESENTACIÓN

La presentación no está mal, tiene colores vivos y llamativos y, al estar dentro de algo que parece ser plástico, no hay problema si de repente decidimos ponernos de morros con la gravedad y se cae al suelo. Sin embargo, se ve que se ha pensado más en la utilidad que en la estética a la hora de hacer la preparación del envase dónde se presenta. Y también es normal, teniendo en cuenta que vamos a tener que estrujarlo para servirlo si queremos hacerlo en condiciones.


VARIEDADES

Al conocerlo en una degustación, ser tres los distintos sabores a escoger y coincidir dicho número con las personas que habíamos ido a hacer la compra, tuvimos la oportunidad de probar todas las variedades de la gama. ¿Cómo? Pues cada una se pidió uno y todas los pedimos todos. No es que nos diera para probar demasiado, porque lo que nos dieron a cada una fue un vaso de chupito, pero fue suficiente para saber que del daikiri de lima ganaba por goleada.

Las variedades entre las que podemos escoger son:


Daikiri de Lima: Para nosotros ( y cuando digo nosotros, me refiero a mí y a mis amigos), es el que más rico está. Es de los pocos productos de lima que realmente dejan ese sabor de regusto, ya que normalmente no suele estar muy bien conseguido.

Piña colada: Imita el sabor de la Piña Colada. No está malo, pero podría estar mejor, el sabor del coco está demasiado acentuado y la piña apenas se nota.


Daikiri de fresa: Aunque también es un daikiri, no nos convenció demasiado, el sabor de la fresa no está muy conseguido, y es que, parece que los que hacen cosas sabor a fresa no han probado una fresa en su vida, porque todo les queda demasiado artificial.


FORMATO - CANTIDAD Y PRECIO

El formato no está mal. Como os decía, está pensado para que pueda ser guardado en el congelador sin problemas de que no tengamos espacio para él, aunque no estaría mal que probaran con otros formatos en los que hubiera mayor cantidad.


Que la cantidad que traen, para lo que vale, es bastante ridícula. No sé la cantidad exacta, ahora mismo no la recuerdo, pero sí puedo decir que, si no se ha congelado del todo ( ya que compramos dos bolsas y la primera nos la tomamos antes de que terminara de congelares. ¡Que se le va a hacer! ¡No pudimos esperar!), se llenan 8 vasos de chupito con una bolsa. Y, si ya lo tenemos granizado, sale alguno más, pero la cantidad se reduce a poco menos de un vaso de los de agua, como podéis ver en las fotos.

El precio es caro. Y lo digo así, sin rodeos ni paños calientes. Para tomárselo de vez en cuando no está mal. Para un capricho. Pero si somos varios los que vamos a beber, sale más rentable pillarse una botella y prepararlo por ti mismo. No va a salir igual, pero eso no significa que no vaya a salir rico. Por cierto, la bolsita ésta cuesta 1.99Euro.


DÓNDE COMPRARLO

Nosotros lo compramos en el carrefour, que fue dónde nos lo dieron a probar y dónde decidimos llevárnoslo a casa, pero imagino que también podremos hallarlo en otros grandes hipermercados.


CONTIENE ALCOHOL

Aunque la graduación de alcohol que posee es nimia, hay que tenerla en cuenta. 4.7% es lo que lleva. Casi lo mismo que una cerveza. Además, entre que lo tomas granizado y que el sabor que tiene es suavito, ni se nota.


PREPARACIÓN

Hay que tener en cuenta que no es un producto para comprar y tomar, ya que primero tendremos que congelarlo para que se consiga el granizado. Necesita unas 8 horas de congelación, aunque si te pasas no pasa nada, que nosotros ya nos hemos colado y no se terminó de congelar. Luego se estruja y se echa en el recipiente en el que se vaya a tomar.


¡A BEBER!

Es un cóctel. Y por ello está pensado para tomárselo poco a poco. Tranquilamente. Sin prisas. Es más, nosotros nos dio por probar a tomarnos uno en plan chupito y no. No es lo mismo. Ni de lejos.


CONCLUSIONES

Este producto es una novedad. Y bueno está un rato. Eso tengo que reconocerlo. Pero también tiene poderosas pegas como para que uno se lo piense antes de comprarlo, más que nada el precio que tiene para la cantidad que trae. Y es que solamente sale una copa de la bolsita.

Igual es esa su filosofía, cócteles individuales, para una sola persona, en vez de para compartir con los amigos, pero es que si cada uno se pilla uno, al final, con 2 euros que tendrá que poner (como mínimo, cada uno, porque uno solo no te vas a tomar...), se compran los ingredientes necesarios para hacer el daikiri casero y lo preparamos nosotros, que va a salir más cantidad y con la ayuda de la thermomix, el granizado se consigue en un momento y no hay que esperar las 8 horas para que esté congelado, eso sí, hay que contar con hielo.

Lo mejor que tiene es el sabor y el ahorro de tiempo. No tienes que estar pendiente de cantidades ni de qué echar. Ya viene todo preparado y solamente habrá que servir y tomar, no tiene más. Y eso me vais a decir que no es todo un puntazo...

Apenas tiene alcohol, por lo que para una tardecita viene genial.


¿RECOMENDARLO?

Pues hombre, tengo dudas. ¿Porqué? Pues porque, aunque a mí me ha encantado y no dudaría en repetir, lo cierto es que sale un poco caro y, si somos unos cuantos, pues la verdad es que no compensa demasiado, ya que hay otras opciones que salen más rentables.

Conclusión: Está buenísimo pero sale caro...