Ikea Blanda Matt
Yo me hago mis ensaladas - Ikea Blanda Matt Menaje Mesa

Más Productos para la mesa Ikea

Nuevas opinión ... genial, esta como nuevo, ni un arañazo, ni se le ha ido el color. Cuando voy a Ikea y los veo podria llevarlo a la tienda y nadie se daria ... más

Yo me hago mis ensaladas
Ikea Blanda Matt

Doraexploradora

Nombre del usuario: Doraexploradora

Producto:

Ikea Blanda Matt

Fecha: 13/02/13

Valoración::

Ventajas: Calidad. Funcinalidad

Desventajas: Precio

Este cuenco es el que utilizo todos los dias. Me lo compre especialmente para mis ensaladas pues no me gustan mucho las ensaladeras de cristal a la hora de limpiarlas, siempre me da miedo que se rompan, ademas me como ensaladas como plato unico y no cabe en cualquier ensaladera, en esta si.

QUE ES:

Es un cuenco de madera natural tratada. Su material mas concretamente es Bambu, con barniz incoloro de nitrocelulosa.

Hay de varias medidas, de 28 cm., de 20 cm., y de 12 cm.

Nos aconsejan que se lave a mano, imagino que sera por sus altas temperaturas se podria estropear. Tampoco es resistente al microondas.

MI OPINION:

Para mi se ha vuelto indispensable para mis ensaladas.

El materiald e madera es perfecto ar soportar el vinagre, cosa que si fuera de metal o plastico iria pasando n o recuerdo el que me dijeron, asi que las ensaladas si llevan vinagre o limon deben ser preparadas en cuencos o platos de crista, porcelana o madera si es tratada de forma especial.

Tengo este cuenco desde hace mas de 1 año, ya antes habia comprado otro parecido pero era demasiado grande pero de igual material. En todo este tiempo lo he utilizado solo para las ensaladas, y casi a diario. Solo os puedo decir que es genial, esta como nuevo, ni un arañazo, ni se le ha ido el color. Cuando voy a Ikea y los veo podria llevarlo a la tienda y nadie se daria cuenta que esta usado.

Los precios de estos cuencos son:

12 cm. 4,99 euros
20 cm. 5,99 euros
28 cm. 19,99 euros

Es algo que os recomiendo, aunque su precio no sea barato, pero si muy duradero y muy sufrido.

Conclusión: Unos cuencos que te duraran mucho años si los cuidas