Philips SoHo 107E40
Y dura, y dura.... - Philips SoHo 107E40 Monitores CRT

Más Monitores Philips

Nuevas opinión ... eso os voy a hablar de sus características nada desdeñables. El 107 E40 de Philips es un monitor en apariencia bastante grande y pesado... más

Y dura, y dura....
Philips SoHo 107E40

arrevo

Nombre del usuario: arrevo

Producto:

Philips SoHo 107E40

Fecha: 09/09/09

Valoración::

Ventajas: Calidad, fiabilidad

Desventajas: Gran tamaño

¡Hola, amiguit@s!

Seguimos con tecnología, y en este caso le toca a un incombustible monitor de ordenador que tengo en casa.

En el mundo de los ordenadores, como en el de los móviles, todo es efímero y al poco de salir al mercado ya ha quedado obsoleto. Así, en el caso de los monitores para PC poco tiempo ha bastado para que los TFT (los delgaditos) hayan desbancado a los CRT (los de toda la vida). Y es que, amigos míos, el tamaño sí que importa.

Este monitor del que hoy os hablo es sin duda uno de los mejores del mercado en cuanto a CRT (monitor con Tubo de Rayos Catódicos) se refiere. Y es que tras la serie E de Philips han salido pocos monitores más de este tipo, ya que los TFT comenzaban a irrumpir con fuerza en el mercado. Pero no por ello es menos que cualquiera de éstos, y por eso os voy a hablar de sus características nada desdeñables.

El 107 E40 de Philips es un monitor en apariencia bastante grande y pesado, pero que una vez colocado sobre la mesa se adapta bien a ella. Tiene una base giratoria redonda y muy sólida que evita cualquier vibración del monitor y al mismo tiempo permite colocarlo en un extremo sin que exista riesgo alguno de que se nos caiga al suelo. En cuanto a diseño a mí me gusta bastante; es de color blanco y de líneas suaves en la que no aparecen salientes que lo estropeen. Toda la parte superior, así como la inferior, está llena de orificios de ventilación, lo que le asegura no sufrir ningún sobrecalentamiento.

En el frontal nos encontramos el botón de encendido así como otros cuatro que sirven para modificar los ajustes del monitor. Su tacto es suave y resultan muy cómodos de pulsar. En cuanto a ajustes se refiere existe un amplio abanico y pueden configurarse prácticamente todos a nuestro gusto, y de una forma rápida y sencilla.

La pantalla es excepcional. Tiene 17 pulgadas, aunque el tamaño de la imagen visible es de 16 pulgadas como máximo, y tiene una resolución de 1280 x 1024 píxeles, lo que hace que las imágenes se vean con gran nitidez. Sus colores son muy brillantes y hacen que sea realmente agradable mirarla.

La superficie no es plana, sino ligeramente curva como suele suceder con los televisores convencionales, pero es posible mirar la pantalla desde casi cualquier ángulo sin que la imagen se distorsione o se deje de ver. Además su superficie refleja poco la luz, por lo que no deslumbra ni molesta cuando nos encontramos en un ambiente luminoso, y tampoco atrae demasiado el polvo en suspensión, por lo que éste no será un problema a la hora de mirar la pantalla.

En cuanto al gasto energético, funcionando consume 73 w, mientras que en espera sólo 2 w.

Con respecto a su funcionamiento, la verdad es que no me puede tener más contento. Son ya muchos años los que llevo con él y aunque ya tocaba sustituirlo por una TFT para ahorrar un poco de espacio la verdad es que sigue funcionando igual de buen que el primer día, sin que me haya dado ningún problema, por lo que fue todo un acierto su compra.
En resumen, se trata de un magnífico monitor, de gran calidad y buenas prestaciones, pero con el inconveniente de tener un tamaño algo grande.

Publicada también en Ciao.

¡Un saludete!

Conclusión: Un buen monitor, muy económico actualmente y que ofrece un gran resultado