Sp-Garden Mesa Asturias
Una mesa para nuestro jardín - Sp-Garden Mesa Asturias Muebles de jardín

Más Muebles de jardín Sp-Berner

Nuevas opinión ... hasta un niño podría hacerlo sin problemas. Una vez montada debemos colocarla en un lugar llano y preferiblemente con suelo regular ya... más

Una mesa para nuestro jardín
Sp-Garden Mesa Asturias

Pach06

Nombre del usuario: Pach06

Producto:

Sp-Garden Mesa Asturias

Fecha: 10/06/13 última modificación 11/06/13 (88 Número de veces leída)

Valoración::

Ventajas: Barata, funcional, resistente

Desventajas: Pierde color

Hola a todos,

hace no mucho os hablé de la mesa plegable que utilizo cuando voy de camping, hoy os voy a hablar de otra mesa, en este caso de la mesa que tenemos en el jardín en la casa del pueblo, se trata de una mesa de resina de la marca Sp-Garden, ideal para exteriores, la mesa Asturias 140 cm.


_____________________________
1. LA MESA


La mesa Asturias 140 cm de Sp-Garden, es la típica mesa de resina, o como yo digo, de plástico, para jardín, compuesta por el "tablero" y cuatro patas, todo del mismo color y material. Se comercializa en tres colores diferentes, en mi caso es verde oscuro pero también la podemos encontrar en blanco y en negro.

Cuando pensamos en mesas de resina se nos puede venir a la cabeza la imagen de la típica mesa de plástico de bar cuadrada o la mesa blanca y redonda. En este caso, no se trata de una mesa redonda (que también la comercializa esta marca bajo el nombre de mesa Navarra), sino que es alargada, eso sí, con las cabeceras redondeadas, es decir, como si estirásemos la mesa redonda.

El tablero tiene una longitud de 140 centímetros y una anchura de 83 centímetros. Con este tamaño pueden utilizarla hasta 6 personas cómodamente, todo depende también de lo que queramos poner encima de la mesa, pero 6 personas podrán estar sentadas cómodamente alrededor de la mesa. Yo creo que incluso 8 personas podrían hacer uso de la mesa, pero ya se perdería la comodidad.

Al adquirir la mesa, simplemente viene embalada en un plástico fuerte para evitar arañazos y desmontada, pero no os preocupéis, montarla no tiene ninguna dificultad, solamente habrá que encajar las 4 patas en los orificios que encontraremos por debajo del tablero en las esquinas y listo, hasta un niño podría hacerlo sin problemas.

Una vez montada debemos colocarla en un lugar llano y preferiblemente con suelo regular ya que así conseguiremos una mayor estabilidad. Esto no quiere decir que si el suelo está ligeramente inclinado no la podamos usar, claro que se puede usar pero tendremos el inconveniente de que puedan rodar las cosas por encima de la mesa. Lo más importante sin duda es que el suelo sea regular. Aún así, si no es completamente regular la estabilidad de la mesa no es mala, aunque seguramente nos quede alguna parte más levantada que otra y al final será como si estuviésemos en cuesta. Hasta el momento nosotros no hemos tenido ningún problema con ella en este sentido.

Es una mesa ligera, se puede mover de un lado a otro sin problema, el único inconveniente para transportarla es la longitud del tablero, pero por peso no hay ningún problema. Aún siendo una mesa ligera y grande, puede dar la impresión de que será débil, pero no es así. Las patas son lo suficientemente robustas para aguantar sin problemas y ofrecer una buena estabilidad. No os puedo decir exactamente un peso máximo de resistencia ya que no lo he encontrado por ningún sitio, pero para un uso normal no habrá ningún problema, claro está que es una mesa de plástico y que no está hecha para que se siente una persona encima. Para una comida de 6 personas aguantará más que de sobra.

En cuanto a su estética, es sencilla. Es completamente verde y lisa, excepto el tablero compuesto por multitud de cuadrados que tienen la superficie un poco más rugosa facilitando así el agarre de las cosas que pongamos encima. En el momento de la compra solamente estaba disponible en verde y en blanco y como habíamos tenido una mesa blanca anteriormente y esta se ensuciaba fácilmente nos decidimos por la verde. Los primeros meses el color aguantó bastante bien, también he de decir que la solíamos guardar cuando no la íbamos a utilizar con lo que se conservaba mucho mejor ya que estaba protegida del agua y del sol, pero con el paso del tiempo decidimos dejarla siempre a la intemperie ya que era una lata tener que andar sacándola cada vez que queríamos utilizarla. El resultado fue el esperado, poco a poco ha ido perdiendo el color y brillo, sobre todo el tablero, aún así su estado no es malo, personalmente creo que se conserva mejor que las blancas.

La limpieza de la mesa es sencilla, podemos limpiarla con una bayeta húmeda y quedará perfectamente, sobre todo cuando la mesa todavía no ha perdido color. Lo que no debemos hacer es limpiarla con un estropajo ya que con toda seguridad la rallaremos.

Si hay algo que no me gusta de esta mesa es que por la parte inferior hay demasiados bordes y al estar en un jardín es habitual que insectos, arañas o caracoles encuentren un cobijo ideal y si estamos varios días sin usarla seguramente nos encontremos con telas de araña, algún que otro caracol, etc. en la parte inferior, con lo que es recomendable darle un repaso de vez en cuando también por debajo del tablero.

En el centro de la mesa, nos encontramos con un detalle típico de estas mesas, el orificio para la sombrilla. Este viene con una pequeña tapa unida a la mesa que si lo utilizamos habitualmente pronto se nos romperá ya que con el sol el fino hilo de plástico que une la tapa con la mesa perderá flexibilidad. Afortunadamente, aunque se nos ha roto ya hace tiempo, todavía no hemos perdido esta pequeña tapa. Este orificio también tiene unas pequeñas pestañas de plástico para adaptarse al grosor de la sombrilla y así ofrecerle una mayor estabilidad, como en el caso de la tapa, con el tiempo se acabará rompiendo alguna, pero bueno, de momento sigue sujetando bien las sombrillas. En mi caso, la superficie es de hierba con lo que puedo clavar un poco la sombrilla en el suelo, si no, seguramente necesitaréis un pequeño soporte para ella, ya que aunque la mesa la sujete, la estabilidad no será perfecta y si hay algo de aire se os moverá la sombrilla.


_____________________________
2. ¿CÓMO CONSEGUIRLA?


Este tipo de mesas, ya sea de esta marca o de otra, se pueden encontrar en infinidad de sitios, desde ferreterías, supermercados, tiendas especializadas, hasta bazares.

En mi caso la hemos comprado en Carrefour hace ya unos cuantos años a 24,95 Euros, pero por lo que he podido ver todavía la comercializan, la he visto esta tarde a un precio de 33 Euros. Además de Carrefour también la he visto en Eroski y Alcampo. En otros lugares, como por ejemplo Leroy Merlín, tienen mesas de este tipo pero bajo su "marca", pero que son exactamente iguales a esta.


_____________________________
3. CONCLUSIÓN


Considero que esta mesa es una mesa sencilla para jardín, barata, estable y resistente. Con un tamaño adecuado para que la utilicen hasta 6 personas. Perfecta para dejar todo el año a la intemperie, aunque perderá color, seguirá realizando sus funciones como el primer día.

¿La recomendaría?

Si no te importa el diseño y buscas algo funcional es una muy buena opción ya que la relación calidad/precio/tamaño es muy buena.


----------- FIN ------------

Un saludo a todos los que habéis leído la opinión y gracias.

Hasta pronto, Pach06.

Conclusión: Una mesa de jardín sencilla, funcional, resistente y barata