Velbon DF-50
Sencillo pero más que válido - Velbon DF-50 Trípodes

Más Productos Velbon

Nuevas opinión ... vez en cuando. Ni que decir tiene que regalar no se lo regala ni muerta, es un arma de chantaje que nunca estaría dispuesta a soltar, jejej... más

Sencillo pero más que válido
Velbon DF-50

tetesa64

Nombre del usuario: tetesa64

Producto:

Velbon DF-50

Fecha: 07/11/13

Valoración::

Ventajas: Ligero, estable

Desventajas: No muy grande

Si en mi anterior opinión escribía sobre el telescopio terrestre de uno de mis hijos, ahora voy a hacerlo sobre el trípode que usa para colocarlo, aunque en realidad el uso para el que se compró no fué precisamente este...El trípode es de mi hija, pero casi no lo utiliza, porque tiene otros más grandes, resistentes y versátiles que le vienen mejor para sus trabajos de fotografía y vídeo, razón por la cual "soporta" que su hermano se lo coja "prestado" de vez en cuando. Ni que decir tiene que regalar no se lo regala ni muerta, es un arma de chantaje que nunca estaría dispuesta a soltar, jejeje. Bueno, ya sabéis, cosas de hermanos...;)

Se trata de un trípode bastante sencillo, sin pretensiones, y muy ligero ya que apenas pesa kilo y medio. Es válido para cualquier dispositivo que tenga una toma de las de tipo standar, de las que llevan el orificio de rosca en el que se inserta el tornillo que va en la zapata, como la mayoría de las cámaras de foto y de vídeo y algunos otros como por ejemplo el telescopio del que os hablaba en la opinión anterior.

En cuanto a la forma y disposición de sus distintas partes es más o menos como la mayoría. Consta de tres patas telescópicas que se pliegan sobre si mismas con tres tramos y a las que se les puede ajustar la altura por medio de unas presillas herméticas que se cierran sobre si mismas., por medio de una palanca de bloqueo. La altura máxima que se puede alcanzar con las patas totalmente desplegadas es de 152 centímetros, mientras que la que tiene con ellas cerradas, y por tanto su altura mínima es de 58 cm.

Al ser un trípode de aluminio sencillo, no se deben poner dispositivos que pesen más de 3 kilos, ya que es el máximo que soporta. Si bien para mi hija puede quedarse corto, para llevar a la montaña es ideal, especialmente porque no ocupa demasiado y sobre todo porque es muy ligero.

Pero por ser un trípode sencillo no implica que no sirva para lo mismo que uno más completo, ya que la base en la que se coloca la cámara o lo que quiera que se coloque encima, es completamente giratoria, 360 grados en horizontal y 180 en vertical.

Mi hija lo compró en el Carrefour y le costó 38 euros.

Conclusión: Está bien

Calidad del acabado:    Calidad del acabado
Fiabilidad:    Fiabilidad
Facilidad de manejo:    Facilidad de manejo
Equipamiento:    Equipamiento